jueves

Tienes hambre. Pero con MAYÚSCULAS, y en negrita. Ganas de comerte el mundo. De recorrerlo todo, paso a paso, con una sonrisa en la boca. Y que ni siquiera los semáforos se atrevan a pararte. A pararnos, qué más da. Que nada detenga este viernes por la tarde. Que nadie entienda el por qué de las sonrisas rojas sobre el gris del asfalto, siempre gris, demasiado gris. Salvo nosotros. O ni siquiera eso. Las miradas bastan, sobra comprender.

Es como estar en una misma tarde en Times Square, el Coliseo y Picadilly Circus. La adrenalina. Ese algo que ni siquiera sabes describir, pero que está ahí, y que te da alas para seguir. Aunque ni siquiera sea viernes. Aunque aún sea miércoles, y el día se empeñe en teñirlo todo de gris.





Hoy me siento muy Amélie.

7 comentarios:

Pedalier dijo...

Veo que la Primavera ya ha entrado en tu vida.

Debería haber visto Amélie. Tiene una gran Banda Sonora.

Nos leemos.

eliale dijo...

Lo mejor es que esta allí ♥

Me gusta tu cabello; lindisimo :)


un beso

un par de lacasittos dijo...

OPTIMISMO!=)

Bambú dijo...

Ojalá que muchos días te sientas tan Amelie como hoy!!!

Veo que os lo montais muy bien entre clase y clase con las fresas... jajaja.

Un besote!!

Dolor adictivo dijo...

Me encantaría huir, recorrer los rincones mas bonitos y alejarme de todo!

Paulette dijo...

Me encanta, chica del abrigo rojo (:

Ricardo Miñana dijo...

Es un placer pasar por tu casa,
si te gusta la poesia te invito a mi blog.
que tengas una feliz semana.
un abrazo.